Ninja Turtles Begins

Niños, ya es el momento de fantasear en vuestras tardes de ocio con esa etapa desconocida en la vida de las Tortugas Ninja, cuando aún no eran mutantes ni expertas en artes marciales. Y es que, por qué jugar con tortugas ninja pudiendo hacerlo con… ¡fantásticas tortugas absolutamente normales!


Seguro que en aquellos años, aunque aún no existiera el Clan del Pie, también vivieron emocionantes aventuras peleándose por la pastilla de calcio y… nadando, comiendo mucho, haciendo el vago y todas esas cosas tan divertidas que hacen las tortugas.

Y como buenas tortugas mutantes y adolescentes, no lo olvidemos, nuestros héroes, antes de salir a defender las calles, también vivieron fases de rebeldía, que no quedaron reflejadas en la serie de animación ni en las películas. Como por ejemplo, cuando Leonardo decidió hacerse un tatuaje, contraviniendo los deseos del maestro Splinter.


En concreto, decidió tatuarse un cangrejo en el pecho, en referencia a… ¿En referencia a qué? ¿Alguien puede explicar alguien qué sentido tiene todo esto? Y de la enorme cicatriz en el rostro mejor hablamos otro día, ¿vale?


2 comentarios:

  1. Ojo también la cacho almendra que le han puesto al pobre Leo... XD

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar