Sutil reclamo publicitario

Se acabó lo de aburrirse yendo de compras. Ahora, mientras la parienta funde la tarjeta de créditos en trapitos, zapatos y demás mierdas, los hombres podrán entretenerse y recrearse la vista gracias a estos nuevos, atractivos y discretos maniquíes venidos del lejano oriente.

Eso si, no los mires demasiado no sea que te salten un ojo.

1 comentario: